Llega a Blog Disidente la tercera parte de la entrevista con el doctor Datis Kharrazian sobre el tiroides y por qué puedes seguir teniendo síntomas aunque tus análisis de sangre estén bien. Prepárate para recibir un caudal de información sobre las múltiples manifestaciones de los trastornos de la glándula tiroidea y todo el sistema hormonal que la acompaña. Estos son algunos de los temas que se tratan: ¿Puedes tener síntomas de hipotiroidismo aunque tu glándula tiroidea funcione a la perfección? ¿Pueden algunos medicamentos de uso común influir en el funcionamiento de este complejo sistema corporal? ¿Qué tiene que ver la anemia con el hipotiroidismo? ¿Y la flora intestinal? ¿Es necesario evitar los llamados “alimentos goitrógenos”? ¿Podemos evaluar el funcionamiento de nuestro tiroides utilizando la temperatura corporal? Todo esto y mucho más… y una gran sorpresa para los lectores que se hayan quedado con ganas de preguntarle algo al doctor K.

¡¡Desde la oficina del doctor Kharrazian me han dado luz verde para enviarles vuestras preguntas!! No desaprovechéis esta oportunidad única, os animo a dejar vuestras preguntas en los comentarios de esta entrada o en Facebook. Las preguntas serán traducidas al inglés y enviadas al doctor Kharrazian. Sus respuestas traducidas al español serán publicadas próximamente como una entrada Q&A. Con la esperanza de poder llegar a todas, me reservo el derecho de seleccionar las preguntas que enviéis en función del número que haya y del interés que tengan para el público en general.

Esta entrevista ha sido traducida y publicada con permiso de Sean Croxton, de Underground Wellness.

 Sean Croxton: Hemos hablado antes acerca de cómo no todo el mundo necesita medicamentos para el tiroides, y en tu libro hay un capítulo donde describes seis patrones de hipotiroidismo. ¿A cuál de ellos le viene bien tomar medicación para el tiroides?

Dr. Datis Kharrazian: Bueno, no sé, mi posición es que si alguien tiene hipotiroidismo, su TSH está elevada, y por tanto sin duda tiene que tomar hormonas tiroideas. Pero aún hay que hacer muchas otras cosas para tratar la autoinmunidad. Para que haya un progreso y se puedan sentir mejor. Una de las cosas que sabemos, y ahora contesto la pregunta, es que cuando la gente tiene Hashimoto, que es lo que la mayoría de la gente tiene cuando tienen hipotiroidismo, es que la propia autoinmunidad está creando una explosión de lo que se conoce como citocinas, unas proteínas inflamatorias. Esas citocinas debidas a la autoinmunidad bloquean los receptores del tiroides, haciendo que no respondan, por lo que no necesariamente se van a sentir mejor tomando hormonas tiroideas. Pero aún así las necesitan.

Ahora bien, hay personas en las que tienen lugar otros mecanismos que no se deben al hipotiroidismo, su TSH no es muy alta, en realidad no tienen hipotiroidismo, sino que tienen desequilibrios en el metabolismo del tiroides. Esto les hace sentirse como si tuvieran hipotiroidismo. Existen varias rutas metabólicas que pueden estar implicadas, una de ellas es la conversión de T4 a T3. Para algunos individuos, analizarse la TSH puede que no sirva para identificar el problema, pero si los niveles de T4 son normales y los niveles de T3 son bajos, esto es lo que llamamos una conversión deficiente. Existe una enzima llamada 5-deiodinasa que no se encuentra en el propio tiroides y que ayuda a que las hormonas del tiroides se activen.

En realidad la glándula tiroides no produce muchas hormonas activas, el 93% de ellas son T4, y sólo el 7% corresponde a la T3 activa. La conversión de T4 a T3 se lleva a cabo fuera del tiroides, y algunas personas tienen niveles de cortisol altos, o un estrés excesivo, tienen mucha inflamación en los tejidos, también hay algunos medicamentos que pueden afectar esa ruta metabólica. Estas personas pierden la capacidad de convertir la T4 a T3, su T3 tiende a ser más baja de lo normal, pero no tanto como para que el TSH se eleve. Por eso cuando se analizan los niveles de TSH, no encuentran ningún patrón. Pero tienen hipotiroidismo.

Otro mecanismo común por el cual algunas personas sufren de trastornos del tiroides, o de síntomas relacionados con el tiroides, y que no tiene nada que ver tampoco con la glándula del tiroides en sí misma, es que existen ciertas hormonas y medicamentos que pueden cambiar lo que se llaman Thyroid Binding Globulins [N. del T. globulinas fijadoras de tiroxina]. Una vez que el tiroides ha fabricado las hormonas tiroideas, éstas se encuentran fijadas a una proteína llamada globulina fijadora. Esa proteína se tiene que despegar de la hormona para que ésta se convierta en una hormona tiroidea libre, T3 libre, T4 libre. Si por lo que sea la persona ha influenciado sus rutas metabólicas de forma anormal, como por ejemplo aumentando el nivel de estrógenos, de manera que no tiene hormonas libres, entonces va a sufrir los típicos síntomas de los trastornos de tiroides sin realmente tener una enfermedad del tiroides. Estas personas tienen que identificar ese problema mirando sus niveles de T3 libre y T4 libre y comparándolo con el total, o mirando a un marcador que se llama T3 uptake.

Hago un resumen de todo esto en el libro, es un poco complejo para hablar de ello, pero si lo lees es un poco más fácil. Otro gran simulador de problemas de hipotiroidismo que muchas mujeres tienen es el Síndrome de Ovarios Poliquísticos o PCOS [N. del T. De las siglas en inglés, Policystic Ovarian Syndrome]. En muchos casos es debido a la dieta, demasiados carbohidratos, escasa actividad física, tienen subidones de insulina, se sienten cansadas y sienten la necesidad de comer algo dulce después de comer. Cuando se producen estos subidones de insulina, se estimula la producción de una enzima llamada 17, 20-liasa, en las células de la teca de sus ovarios, que a su vez producen testosterona. Cuando la testosterona se incrementa en una mujer, debido a desarreglos de la glucosa en sangre, empiezan a sufrir pérdida de cabello, el pelo se vuelve fino, ganan peso, depresión, que son todos síntomas asociados también al hipotiroidismo, a Hashimoto. Y si la testosterona está alta, tampoco pueden convertir la T4 en T3, y hasta puede que sufran de un problema con las globulinas fijadoras. Esos casos se vuelven más complejos, pero son bastante habituales.

Sean Croxton: Ese predominio de estrógenos que mencionabas antes, ¿podría ser causado por la píldora anticonceptiva?

Dr. Datis Kharrazian: Si, es la causa más común de los defectos relacionados con la globulina fijadora, la píldora anticonceptiva, y la siguiente sería Premarin [N. del T. Premarin es una marca comercial de una medicación utilizada en terapias de reemplazo hormonal, comúnmente utilizada para tratar síntomas de la menopausia]. Esto no quiere decir que todas las mujeres que toman anitconceptivos orales o Premarin tengan este defecto, pero si una mujer está tomando la píldora anticonceptiva, o Premarin, o algún otro tipo de fuente externa de estrógenos, y tiene síntomas de tiroides, no va a encontrar ese tipo de desequilibrio con un análisis de la TSH. Lo va a encontrar mirando el valor del T3 uptake, que estará bajo, y también se puede encontrar si se observa que la T3 libre y la T4 libre están bajas. Si observas esas características entonces lo que ocurre es que hay una influencia de estrógenos en el tiroides, que lo está causando, y el paciente entonces será consciente de lo que ocurre.

Sean Croxton: Es increíble cómo una sola cosa puede afectar a tantas otras cosas en el cuerpo, pero tenemos tendencia a centrarnos en una y olvidar todas las demás. Hay una sección en tu libro que se llama “Si tienes anemia no hay nada que hacer”, que no entendí muy bien. ¿Podrías explicarla un poco?

Dr. Datis Kharrazian: Yo trabajo mucho con pacientes crónicos. En estos casos, donde el paciente es incapaz de recuperarse, lo que está ocurriendo es que es que el paciente no puede alcanzar un estado de homeostasis. No pueden corregir su problema de salud. Pero el cuerpo está diseñado de tal modo que siempre se puede arreglar a sí mismo. En cualquier libro de fisiología puedes leer que existen multitud de sistemas de feedback que siempre están intentando equilibrar la química del cuerpo y normalizarlo todo. Así que cuando alguien está enfermo de forma crónica, existe algo que está interfiriendo en el proceso de alcanzar la homeostasis. Y si miras en cualquier libro de fisiología verás que todas y cada una de las rutas metabólicas del cuerpo están dirigidas por el ATP [N. del T. Siglas en inglés de Adenosine TriPhosphate, adenosín trifosfato], que es la fuente de energía de nuestro cuerpo.

Entonces uno de los problemas que si se da echa a perder todos nuestros esfuerzos por recuperarnos de la enfermedad tiroidea o de cualquier otra enfermedad crónica, es la anemia. Si alguien tiene anemia, significa que no va a poder alcanzar la homeostasis, porque no pueden llevar oxígeno a sus células, sus glóbulos rojos no están lo suficientemente sanos como para poder llevar el oxígeno a las células. Y cuando las células no tienen oxígeno, no pueden fabricar ATP en las mitocondrias, y sin ATP no pueden recuperarse.

Por eso lo primero que yo hago cuando veo a alguien que lleva mucho tiempo sintiéndose mal es averiguar si esa persona tiene anemia. Es increíble la cantidad de gente que tiene anemia, y no lo saben. Ves pacientes con anemia, que están tomando todos estos suplementos, hierbas, haciendo todas estas cosas, pero no están haciendo nada para arreglar el problema de la anemia. Y acaban por no recuperarse nunca. Por eso para mí si no arreglas el problema de la anemia no hay nada que hacer, y es una de las primeras cosas que busco.

Sean Croxton: Interesante. ¡Tengo tantísimas preguntas! Nos vamos a quedar sin tiempo. Voy a elegir algunas de mis favoritas. Tengo que hacerte algunas de las que me han dejado en Facebook. ¿Es posible restaurar la función del tiroides si tienes los niveles de azúcar en sangre descontrolados?

Dr. Datis Kharrazian: Es muy muy difícil, o casi imposible, conseguir que el tiroides funcione de forma óptima si una persona tiene desequilibrios en el azúcar en sangre. Cuando ves a alguien que tiene un trastorno de tiroides, puedes clasificarle en básicamente dos tipos. Están los que tienen un peso normal, y luego están los que tienen sobrepeso. Los que tienen un peso normal típicamente tienen hipoglucemia, mientras los que tienen sobrepeso sufren típicamente de resistencia a la insulina. Los hipoglucémicos se sienten mejor después de comer. Los que tienen resistencia a la insulina se sienten peor después de comer.

Pero se sientan mejor o peor después de comer, los dos tienen subidones de insulina, que promueven la aparición de la enfermedad de Hashimoto. Estas personas también tienen desarreglos en los niveles de cortisol, que a su vez tienen un impacto en los receptores celulares y en la conversión de T4 a T3. Yo personalmente no he visto nunca un paciente de Hashimoto que no tuviera un problema con la regulación del azúcar en sangre, y si este problema no se gestiona adecuadamente, el impacto que vas a tener en su caso va a ser limitado.

Sean Croxton: Quería que habláramos de la dieta pero no nos va a dar tiempo. Les recomiendo sin duda a los oyentes que se lean el libro. Hablemos del intestino. Me encanta hablar del intestino. Esto es genial porque acabo de hacer un vídeo sobre esto hoy mismo, cuéntanos por qué la flora intestinal es muy importante para la conversión de T4 a T3.

Dr. Datis Kharrazian: Cuando te fijas en la conversión de T4 a T3, T3 es la hormona tiroidea activa, pero hay tres tipos de T3. El 60% de los niveles de T4 del cuerpo, que la glándula tiroidea produce, se convierten en T3, que es la hormona que se combina con el receptor celular y tiene un efecto metabólico. El 20% de eso se convierte en T3 inversa, que no tiene ningún tipo de actividad metabólica, pero que el cuerpo utiliza en su sistema de equilibrio. El otro 20% de la T3 es el que tiene que ver con el intestino. Se llama T3 sulfato y T3 ácido acético. Estas variantes de la T3 no pueden combinarse con un receptor hasta que no se separen del sulfato o del ácido acético. Pues resulta que las enzimas que realizan esta separación se encuentran en las bacterias intestinales beneficiosas. Así que los individuos con disbiosis pierden este potencial de convertir T4 en T3, lo cuál puede dar lugar a toda una serie de síntomas.

Sean Croxton: ¿Y se ven cambios en los análisis de sangre debidos a ese efecto?

Dr. Datis Kharrazian: No, es demasiado sutil como para ver los cambios en un análisis con los rangos convencionales para el nivel de T3. Pero si utilizas unos niveles funcionales, como un valor de T3 por encima de 100, sí lo vas a ver.

Sean Croxton: De acuerdo. Vamos a seguir un poco más. ¿Es posible arreglar el tiroides si ignoramos las glándulas adrenales?

Dr. Datis Kharrazian: Arreglar el tiroides y las glándulas adrenales vuelve al problema del azúcar en sangre. Las glándulas adrenales producen cortisol. Las personas con hipoglucemia tienen niveles muy bajos de cortisol, por lo que sus niveles de azúcar en sangre caen, y no tienen cortisol suficiente como para elevarlos a su nivel normal. Las personas con resistencia a la insulina tienen demasiado cortisol, así que no pueden controlar esos subidones de insulina porque los niveles elevados de cortisol producen resistencia a la insulina. Y los subidones de insulina agravan los síntomas de autoinmunidad.

En relación con esto, estamos aprendiendo algo fascinante, a raíz de investigaciones que se están publicando ahora. Me refiero a que los ritmos del cortisol son cruciales en el control de las enfermedades autoinmunes y las recaídas. Los niveles de cortisol deberían ser altos por la mañana y bajos por la noche. Y la melatonina va justo al revés, baja por la mañana y alta por la noche. Lo que están observando es que estos ritmos circadianos del cortisol y la melatonina modulan el sistema Th1/Th2. Algunos de estos estudios ya se han publicado. En algunos de ellos han estudiado pacientes de artritis reumatoide, y han encontrado que las recaídas están directamente relacionadas con momentos en los que estos ritmos fallaron. Ya sea subiendo o bajando. Este estudio lo hicieron sobre un número grande de personas.

Así que hay distintos aspectos en la conexión adrenales-tiroides. Uno es la inestabilidad del azúcar en sangre, con subidones crónicos de insulina, que a su vez causan la autoinmunidad, y el otro aspecto es el ritmo circadiano del cortisol a lo largo del día, que debería estar alto por la mañana y bajo por la noche, y lo opuesto con la melatonina.

Sean Croxton: Creo que es muy importante que la gente sepa que si sus glándulas adrenales no funcionan bien, tienen que averiguar por qué.

Dr. Datis Kharrazian: Desde luego.

Sean Croxton: Mucha gente tiene desequilibrios hormonales y van y se embadurnan con cremas, y actúan como si todo estuviera bien. Pero no lo está. Hablando de eso, ¿qué opinas del tema de las cremas de hormonas bioidénticas, pastillas, y todo eso?

Dr. Datis Kharrazian: El modelo que nosotros enseñamos es el modelo de la endocrinología funcional. En el modelo de la endocrinología funcional la pregunta que hacemos siempre es por qué alguien no está fabricando las hormonas. Hay una gran tendencia a utilizar el modelo del anti-envejecimiento y sin más tomar hormonas. O si un profesional de la salud te prescribe hormonas, no preguntar por qué. Pero tenemos que preguntar por qué. Si alguien por ejemplo tiene un trastorno de tiroides, si tiene hipotiroidismo, la pregunta es, ¿por qué?, y la respuesta típicamente es porque tiene una enfermedad autoinmune. Si alguien no puede transformar T4 en T3, tienes que preguntarte por qué, algo está perturbando las enzimas 5-deiodinasa, y tenemos que averiguar qué es. Si tenemos un varón que tiene baja la testosterona, la pregunta es, ¿por qué?

Digamos que un varón tiene baja la testosterona. ¿Es porque tiene anticuerpos atacando a sus células de Leydig? ¿O tiene baja la testosterona porque no está segregando LH [N. del T. Hormona luteinizante ]? ¿O es porque que no es capaz de activar sus células de Leydig debido a una respuesta inflamatoria? ¿Es un problema de conversión de estrógeno? ¿Está produciendo una cantidad excesiva de DHD [N. del T. Didrogesterona]? Todos ellos producen baja testosterona, pero mientras no averigüemos cuál es el mecanismo, todo lo que podemos hacer es terapia de reemplazo hormonal, que puede que les sirva o puede que no.

Yo personalmente te puedo decir que me siento frustrado con el modelo hormonal actual porque nadie pregunta por qué. Sencillamente asumen que el desequilibrio viene por la edad, y toman hormonas, pero esa no es toda la profundidad a la que podemos llegar clínicamente.

Sean Croxton: ¿Utilizas análisis de saliva como hago yo? ¿Has visto alguna vez niveles de progesterona súper altos?

Dr. Datis Kharrazian: Hago análisis de sangre, de saliva, cada uno te dice cosas distintas. El análisis de orina también nos dice cosas diferentes. El análisis de saliva te da la fracción libre, el de sangre te da la fracción enlazada, es un reflejo de lo que la glándula está fabricando. El análisis de orina es post hepático. Todos ellos son muy importantes para obtener una visión general.

Cuando te encuentras con niveles de progesterona en saliva muy altos, puede haber diversas causas. Algunas veces es porque el paciente se expone sin saberlo a hormonas presentes en champús y cremas. Si utilizan muchos de los cosméticos que están basados en hormonas. Los champús y lociones tienden a estar contaminados. Otras veces con pacientes de hipotiroidismo observamos una actividad elevada de la progesterona porque tienen una insensibilidad en los receptores celulares de la progesterona. Y otras muchas veces observamos un desequilibrio en la progesterona enlazada a proteínas, y en ese caso sabemos que existe un defecto con las globulinas fijadoras de las hormonas sexuales, que puede ser debido a una medicación o a otro desequilibrio. Estos son todos los factores que tienes que considerar.

Sean Croxton: ¿Lo ves alguna vez con personas que utilizan cremas o píldoras?

Dr. Datis Kharrazian: Si, desde luego, gracias. Una de las cosas que hacemos es ver si la gente está utilizando hormonas por vía tópica. No soy muy amigo de las cremas tópicas, personalmente, porque lo que ocurre con ellas es que los receptores celulares se saturan, y normalmente estas personas acaban con niveles muy altos de hormonas. Y el problema está en la forma en la que se está aplicando el tratamiento. Pero no se puede identificar con un análisis de sangre, porque en el análisis de sangre solo se ven las hormonas enlazadas a proteínas. Las cremas hormonales contienen solo la fracción libre de las hormonas. Por eso solo se puede identificar con un análisis de sangre especial o con un análisis de saliva. El análisis de saliva te da siempre la fracción libre.

Así que si alguien tiene unos niveles elevados de progesterona y está usando una crema tópica por ejemplo, los receptores celulares se vuelven resistentes, y los síntomas vuelven. Normalmente lo que vemos es que al principio se encuentran un poco mejor, si tenían una deficiencia, y después de cierto periodo de tiempo, que pueden ser dos días, o dos semanas, o dos meses, empiezan a notar que necesitan una dosis mayor. Y a medida que pasa el tiempo cada vez necesitan más y más para obtener el mismo efecto. Lo que ocurre es que necesitan más hormonas para obtener el mismo efecto porque las hormonas que están tomando están ensordeciendo los receptores. Esto lo observamos con mucha frecuencia, es muy fácil saturar esos receptores.

Sean Croxton: Si, eso lo veo muy a menudo. Pasemos a algunas de las preguntas de Facebook antes de dejarte marchar. Tenemos muchas, escogeré solo algunas. Sharon quiere saber cuál es tu opinión sobre comer vegetales crucíferos crudos. ¿Es verdad que pueden afectar al tiroides y provocar bocio?

Dr. Datis Kharrazian: El modelo de los alimentos goitrogenos es ridículo. La lista típica de alimentos a evitar, como melocotones, fresas, es un concepto anticuado. No deberías perder tu tiempo preocupándote por esas cosas. En los seminarios que imparto a profesionales de la salud, suelo decir que se deshagan del panfleto de los goitrógenos y lo sustituyan por un panfleto de alimentos sin gluten. No es en absoluto un problema. El único caso en el que te podrías preocupar por los goitrógenos sería si alguien estuviera tomando zumo de col a diario para una úlcera. Eso podría ser un problema. O si alguien tuviera un consumo de soja exagerado, tomando soja en cada comida, todos los días, y tomara flavonoides de soja. Pero para una persona normal, preocuparse por esa lista de alimentos, y evitarlos, es una tontería porque hay nutrientes fantásticos para el cuerpo en ellos. Es un concepto anticuado.

Sean Croxton: Entendido. Cassandra quiere saber si el aceite de coco ayuda con la enfermedad de Hashimoto.

Dr. Datis Kharrazian: Hay publicaciones que muestran que el aceite de coco estimula la producción de TPO [N. del T. Peroxidasa tiroidea]. El aceite de coco y el aguacate. Parece que las grasas saludables tienden a estimular el tiroides. Es una de las cuestiones que hay que considerar desde el punto de vista de la dieta, pero no es la única.

Sean Croxton: Desde luego. Will y Susan quieren saber qué opinas sobre las cápsulas de concentrados glandulares de tiroides. Yo y muchos otros hemos notado efectos muy significativos al tomarlas.

Dr. Datis Kharrazian: Si, es sencillamente una forma más de terapia hormonal para el tiroides. Se ha visto que las dosis pueden variar de una tirada a otra. Ese es el único problema que tienen. Pero pueden ayudar a mucha gente, y aquellas personas que sufren síntomas sutiles que no son identificados como fases convencionales del hipotiroidismo, pueden sentirse mejor al tomarlas. Pero cuando la enfermedad progresa puede que ya no sean suficientes. También puede que la falta de consistencia en la dosis entre las distintas tiradas sea un obstáculo a la hora de resolver los síntomas.

Sean Croxton: Esta es otra. ¿Qué opinas de utilizar la temperatura corporal como un indicador general del funcionamiento del tiroides?

Dr. Datis Kharrazian: Es prácticamente un test inútil. Mucha gente ha utilizado su temperatura axilar para monitorizar el tiroides. Y de hecho mucha gente con una temperatura baja tiene hipotiroidismo. Eso no lo discuto. Pero esto es lo que ocurre. Una temperatura axilar baja puede ser causada por una anemia, una deficiencia de progesterona, una deficiencia de testosterona, de estrógenos. Puede ser causada por múltiples cosas. Cuando ese método se identificó por primera vez en el libro del doctor Barnes, creo que fue en 1967, como un método para identificar las enfermedades del tiroides, realmente era el único método que tenían disponible porque en aquellos tiempos los análisis de laboratorio de hormonas tiroideas no eran nada eficientes. Hoy en día disponemos de una enorme especificidad y sensibilidad para detectar marcadores del tiroides, y el test de la temperatura es tan poco específico del tiroides, que realmente no constituye una manera eficiente de trabajar a nivel clínico.

Sean Croxton: Esta es la última, y lo dejamos por esta noche. Tienes una opinión distinta a la de la mayoría de los médicos respecto al uso de la tirosina. ¿Por qué?

Dr. Datis Kharrazian: Bueno, si miras en la literatura, no se ha demostrado que la tirosina tenga un impacto importante en aumentar las hormonas tiroideas. Si lees un libro de bioquímica verás que la tirosina es un precursor de las hormonas tiroideas. Incluso han estudiado personas que tienen defectos genéticos de tipo fenilalanina que no pueden procesar la tirosina correctamente. Y cuando les dan tirosina, no se observa un incremento significativo en las hormonas tiroideas. Es uno de esos modelos que no conllevan una gran diferencia. Sin embargo no hay duda de que casi de forma inmediata después de tomarla, en la siguiente hora, se transforma en epinefrina y norepinefrina. Y se ha mostrado que tanto la epinefrina como la norepinefrina inhiben la TPO, y eso perturba la síntesis de hormonas tiroideas. También se ha mostrado que atenúan la producción de la enzima 5-deiodinasa, que convierte T4 en T3.

Estas personas con trastornos tiroideos que terminan tomando una gran cantidad de tirosina, en un intento de incrementar sus hormonas tiroideas, no van a obtener resultados. Además, el problema subyacente con su tiroides es en realidad autoinmune. El mayor problema que vemos con los trastornos de tiroides es que estas personas están tomando yodo, están tomando tirosina, y todo eso no les está ayudando en lo que es la causa más habitual del problema, la autoinmunidad. La autoinmunidad se ignora. Y por eso no hay esperanza de que el modelo de la medicina natural les pueda ayudar, porque están viviendo en el mundo de los años 60.

Sean Croxton: Doctor K, tu libro es la bomba, estoy seguro de que todo el mundo que te ha escuchado agradece mucho el tiempo que nos has dedicado, y tu cerebro, y toda esta información tan fenomenal. ¿Tienes alguna página web de la que nos quieras hablar?

Dr. Datis Kharrazian: La única página web que tengo es thyroidbook.com, Doctor K News. Eso es todo. Muchas gracias por invitarme al programa, Sean, te lo agradezco. Y gracias a todo el mundo por llamar.

Sean Croxton: Que tengas una buena noche.

Dr. Datis Kharrazian: Gracias, adiós.

Sean Croxton: Muy, muy interesante la charla con el doctor K. Gracias a todos por enviar preguntas, y por llamar. Este hombre es muy inteligente. Te hace querer ponerte a leer durante una semana, para intentar cogerle. Eso llevaría años, décadas. […] Os veo la semana que viene. Paz.

imagesSean Croxton es el fundador de Underground Wellness. Licenciado por la Universidad de San Diego en Kinesiología, trabaja como entrenador personal y además es un prolífico blogger. Su canal de videos en youtube es uno de los más exitosos en el apartado de salud y bienestar. En su programa de Blog Talk Radio Sean entrevista a expertos en nutrición y salud, con énfasis en descubrir cuál es el origen de las enfermedades.

Nota: Esta es una traducción de una entrevista entre Sean Croxton y el doctor Datis Kharrazian que tuvo lugar el 18 de agosto de 2010. Ni Sean Croxton ni el Dr. Kharrazian tienen ninguna afiliación con Blog Disidente.
Note: This is a translation of an interview carried out between Sean Croxton and Dr. Datis Kharrazian on August 18th 2010. Sean Croxton and Dr. Kharrazian do not have a relationship with Blog Disidente.

http://blogdisidente.com/2013/10/18/entrevista-con-el-doctor-datis-kharrazian-por-que-tengo-sintomas-relacionados-con-el-tiroides-parte-3/

Entrevista con el doctor Datis Kharrazian: ¿Por qué tengo síntomas relacionados con el tiroides?, parte 1

Entrevista con el doctor Datis Kharrazian: ¿Por qué tengo síntomas relacionados con el tiroides?, parte 2

Entrevista con el doctor Datis Kharrazian: ¿Por qué tengo síntomas relacionados con el tiroides?, parte 3

Q & A con el doctor Datis Kharrazian

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Post comment